23 ene. 2014

LIBERTAD PARA LOS PETROLEROS DE LAS HERAS

El 12 de diciembre de 2013, el Poder Judicial de Santa Cruz condenó a cuatro trabajadores petroleros  -Ramón Cortéz, José Rosales, Franco Padilla y Hugo González - a cadena perpetua y a otros seis, a cinco años de prisión, por supuesta coacción agravada, lesiones y el asesinato de un oficial de policía.

Lo único que se demostró en el juicio son las torturas que sufrieron los condenados, con el propósito de sacarles una declaración que los encontrara culpables, actos que fueron justificados por el fiscal de la causa que minimizó las torturas.

En el 2006, los petroleros de Las Heras reclamaban por su encuadramiento sindical en la rama petrolera en la que efectivamente trabajan, y no en la UOCRA, y así incorporarse a otro convenio colectivo con mejores escalas salariales y condiciones de trabajo, reclamaban la suba del mínimo no imponible, monto a partir del cual los asalariados tributan impuesto a las ganancias.

Cuando la huelga y las movilizaciones llevaban 20 días, el Poder Judicial  ordenó la detención de varios trabajadores. Los petroleros reaccionaron marchando sobre la alcaldía a exigir su liberación y fueron brutalmente reprimidos. En circunstancias por demás confusas, cayó muerto el policía Jorge Sayago. Fueron apresados 17 trabajadores (y varios vecinos) y acusados por desmanes y asesinato, instalando la gendarmería un clima de terror en la población.
                           
Esto de criminalizar el reclamo de los trabajadores no es nuevo. También procesaron a los detenidos durante la represión en el Hospital Borda - mientras los funcionarios de Macri fueron absueltos - y persiguen a los obreros que luchan como los delegados de las empresas Emfer, Lear y Kraft, en la zona norte del Gran Buenos Aires, que se encuentra militarizada con la gendarmería. Un trabajador de la línea 60 de colectivo fue condenado a 7 meses de prisión efectiva por el sólo hecho de reclamar su reincorporación. También exigimos su absolución.

La Federación Obrera Reginal Argentina (FORA-AIT) expresa su más enérgico repudio a la condena recibida, hacia quienes por darle pelea a la injusticia,  están queriendo ser sepultados en vida por el poder de las petroleras y el Estado Argentino. Es por ello que desde esta federación de trabajadores extendemos nuestro más profundo sentimiento de solidaridad a los petroleros de Las Heras y alentamos a que más trabajadores se sumen a la campaña por la absolución.

Para que la solidaridad no solo sea palabra escrita y las ideas no se pierdan tras las rejas, los trabajadores debemos salir a la calle con todas nuestras fuerzas y devolver a los compañeros condenados a sus hogares.

Secretaría de Prensa
FORA-AIT

11 ene. 2014

RADIO ABIERTA POR LOS PETROLEROS DE LAS HERAS

Compañeros y compañeras: Los invitamos a una actividad por la absolución de los petroleros de Las Heras, que consistirá en una Radio abierta el miercoles 15/1 a partir de las 10hs empezando en la casa de Santa Cruz (25 de Mayo 279) y luego seguir difundiendo la situación de los condenados por todo el microcentro porteño.

Se agradece la difusión.

¡Salud y emancipación social!

SOCIEDAD DE RESISTENCIA OFICIOS VARIOS CAPITAL

8 ene. 2014

Actualidad Gremial

07-01-14
NO A LOS DESPIDOS EN PERFIL

La Editorial Perfil del empresario Jorge Fontevechia envió telegramas de despido a doce trabajadores que actuaron en solidaridad con otros siete compañeros que la patronal había echado semanas atrás, en una clara muestra de la persecución gremial que rige en esa empresa. Fontevecchia pretende despedir a los trabajadores “con justa causa” y así evitar el pago de indemnizaciones, pero nada justifica la medida. Mucho menos cuando cinco de ellos formaron parte hace meses de la Junta Electoral para la elección de comisión interna, algo que ataca directamente la libertad sindical.
(...)
___________________________________________________________________________________
07-01-14
Comunicado de prensa 
TRABAJADORES IMPONEMOS AL SINDICATO SOIVA NUESTRAS DEMANDAS

Los trabajadores de la empresa textil de la empresa Mónica Mariel Bolo, ubicada en Zañartu 607, que trabajamos para las siguiente marcas: Montagne, Cheeky, Wilson y Prestige.

Tras la violación del convenio de la conciliación obligatoria por parte de Mariel Bolo y de las marcas, que dictaba nuevamente el funcionamiento de la empresa y el pago de un anticipo de $ 2500, marchamos este 6 de enero, a las sede del sindicato SOIVA para imponer las siguientes demandas:

La legalidad de nuestros delegados.
Nueva audiencia ante el ministerio de trabajo.
Información sobre las acciones del conflicto.
(...)
___________________________________________________________________________________
07-01-14
MUNICIPALES JUJEÑOS PARARÁN HASTA TENER SU SUELDO EN EL BOLSILLO

El SEOM Jujuy resolvió hoy, en asamblea, declarar paro hasta que los sueldos se hagan efectivos a todos los municipales de la provincia. La medida fue tomada en la reunión celebrada en el corralón municipal del Edificio 4 de Junio, donde se determinó, para este lunes, marcación y retiro, y luego paro sin asistencia hasta cobrar los salarios, más allá que pasado el mediodía de este lunes, la patronal anunció la acreditación de los sueldos para el día 9 de enero.
(...)

ENERO 1919, EL SONIDO Y LA FURIA EN LAS CALLES

Transcurría el tórrido verano de enero de 1919, mientras las clases acomodadas comentaban los detalles del reciente casamiento del comediante Florencio Parravicini y se preparaban para el veraneo en los balnearios de la Costa Atlántica, los trabajadores vivenciaban la estrechez en los infectos conventillos.

La crisis socioeconómica se hacía sentir en los bolsillos proletarios con la suba en los alquileres, los efectos de la Primera Guerra Mundial, tenían su eco de este lado del gran océano por las restricciones en las exportaciones agropecuarias y el gobierno de Hipólito Yrigoyen se debatía en sus ambigüedades conciliadoras, mientras la alta burguesía despreciaba a lo que consideraba una “chusma adevenediza” que le disputaba espacios de poder en el parlamento y los ministerios.

Desde diciembre de 1918,  una oleada de huelgas se desplegó por todo el territorio de la región Argentina, portuarios, estibadores y hasta la policía de Rosario. Llagados a enero de 1919 se agudizó el conflicto en la empresa metalúrgica de pedro Vasena. La Sociedad de Resistencia adherida a la Federación Obrera Regional Argentina, resolvió de modo asambleario la huelga revolucionaria y el bloqueo de los galpones de abastecimiento, la respuesta de la patronal fue contratar fuerza de trabajo de esquiroles para romper con la protesta proletaria. A consecuencia de esto se dieron enfrentamientos entre los obreros en huelga y sus familias con las fuerzas represivas, que dejaron una secuela de muertos y heridos.

El gobierno de Yrigoyen declaró el Estado de Sitio, la prohibición de reuniones públicas y asambleas, movilizando a la marina de guerra, el ejército y hasta a los bomberos en la ciudad de Buenos Aires. Durante esas jornadas otras sociedades obreras adheridas a la FORA del Vº Congreso de tendencia anarco comunista, declararon la huelga solidaria con los obreros en conflicto de la empresa Vasena. Fue reprimido el cortejo fúnebre que trasladaba a los caídos por las balas estatales. Hasta el propio cementerio de La Chacarita fue escenario de la feroz represión. El gral Dellepiane era el virtual mandamás del país, Yrigoyen “dejaba hacer”, al igual que dos años después en las huelgas patagónicas.

En barrios porteños como Barracas, La Boca, Pompeya y Parque Patricios se levantaron barricadas contra las fuerzas represivas. Los cajetillas de la Liga Patriótica ultranacionalista impulsados por Manuel Carlés y monseñor D'Andrea atacaron a la población de origen judío en Villa Crespo, la novela La pesadilla, escrita en idish es un  fiel testimonio de estos hechos luctuosos.  Cientos de presos y deportados participantes en las jornadas de Enero del ´19.

Ciudades como Rosario, Córdoba y Bahía Blanca tuvieron ecos de la revuelta obrera. Con sus medidas de acción directa los trabajadores lograron la reducción de la jornada laboral  a ocho horas y el aumento de sus salarios.

Este acontecimiento debe permanecer vivo en la conciencia colectiva de todos aquellos que luchan por una sociedad sin injusticias sociales, una huelga solidaria mostró la capacidad autoorganizativa de los explotados, aun frente a la soberbia de capitalistas políticos y gobernantes.

Ardiente memoria que no debe diluirse ante la banalización vigente.

Carlos A. Solero

REPRESIÓN Y AJUSTE PIEZAS DE UN MISMO PLAN

En medio de la aplicación de un nuevo plan de ajuste socioeconómico, las medidas represivas se multiplican.

A los tarifazos en servicios públicos como el transporte de pasajeros, los reajustes de tasas e impuestos a nivel nacional, provincial y municipal hay que añadir los permanentes cortes de energía eléctrica que afectan principalmente a la población más desfavorecida.

Todo apunta a mantener la tasa de ganancia de los capitalistas y los negociados entre estos y los funcionarios gubernamentales.

Las duras condenas a prisión aplicadas a los trabajadores petroleros de Las Heras en la provincia de Santa Cruz son una muestra de esta política del garrote político y la judicialización de los que protestan, de los que luchan y cuestionan la explotación y las estructuras del privilegio.

El desalojo en Buenos Aires de familias sin vivienda es un indicador que confirma nuestros señalamientos.

Un nuevo ataque contra el acampe de pobladores en la zona de Malvinas Argentinas en la provincia de Córdoba fue perpetrado por una patota vinculada a la UOCRA. De modo artero unas ochenta personas llegaron al lugar donde se resiste la construcción e instalación de la empresa Monsanto y agredieron a los asambleístas que hace meses resisten el emprendimiento de los agrotóxicos contaminantes.

Esta población viene denunciando por diversos medios las fumigaciones de sembradíos que multiplicaron la emergencia de enfermedades como la leucemia y el cáncer como consecuencia de la aplicación de los agroquímicos.

Desde la Federación Obrera Regional Argentina (F.O.R.A.) denunciamos que represión y ajuste son las piezas de un mismo plan de ataque a la clase trabajadora, haciendo uso de mecanismos y dispositivos diversos. A veces los tribunales que castigan duramente la protesta social y el activismo gremial no domesticado, judicializando las luchas de los de abajo, las medidas de ajuste económico siempre regresivas o el simple uso de la fuerza bruta de gendarmes, policía o patota para-sindicales.

Frente a todo esto nuestra reafirmación de la acción directa en las luchas como herramienta de resistencia de los oprimidos, la activa solidaridad y la autoorganización sin mediación de burócratas y demagogos.

Secretaría de Prensa
Federación Obrera Regional Argentina
(FORA – AIT)
Enero de 2014